El gato del espejo se sustenta de mi biblioteca personal, de videos filmados por mí en lecturas, actos culturales, presentaciones de libros, recitales, conferencias, encuentros de poetas etc.. Y que comparto públicamente subiéndolos a mi canal de you toube. Como así también de mi archivo fotográfico personal. Todo lo publicado es sin fines de lucro y solo con el fin de difundir. Podes copiar, levantar, usar nuestro material pero solo te pedimos una cosa, por favor, cita la fuente.

Te invitamos a perderte en los laberintos, a reflejarte en los abismos de los espejos, a navegar por la maravillosa tierra del ensueño que es la Poesía. El Gato del Espejo.Este es un espacio para la resistencia, para derrotar el olvido y celebrar siempre la vida. También para ser confabuladores nocturnos, dueños de nuestros sueños y nuestras esperanzas, este es un lugar que se pulsa desde el gesto sincero y hospitalario propio de la amistad que reinventa mágica y misteriosamente al otro y a los otros.El Gato del Espejo dónde puedes a recorrer el camino del lenguaje sencillo, de la imagen sutil y la pasión más sagrada a través de palabras empapadas de magia: POESÍA. LITERATURA. ARTE.“Poemas para compartir y regalar”. Un lugar que tiende a convertirse en un remolino de hojas sueltas que el viento transporta, de lágrimas como cristales musicales.Una colección de carteles, poemas, imágenes, cuentos, palabras, música y fotos involuntariamente cómicas y también una manera de mirar, de detenerse un poco y dejar que lo cotidiano sea atravesado por el asombro.El Gato del Espejo pretende ser un conjunto de frases nómades que emigran de manos en manos, de corazones en corazones, un cuaderno de bitácora como un árbol que brinde sus hojas, para que puedas compartir y regalar en cada texto, la magia, que contiene este puñado de palabras.

Quiero explicar que todos los post que fueron subidos al blog están disponibles a pesar de que no se muestren o se encuentren en la pagina principal. Para buscarlos pueden hacerlo por intermedio de la sección archivo del blog ahi los encuentran por año y meses respectivamente. también por “etiquetas” o "categorías de textos publicados", o bajando por la pagina hasta llegar al último texto que se ve y a la derecha donde dice ENTRADAS ANTIGUAS (Cargar más entradas) dar click ahí y se cargaran un grupo más de entradas. Repetir la operación sucesivamente hasta llegar al primer archivo subido.

Mostrando entradas con la etiqueta Baldomero Fernández Moreno. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta Baldomero Fernández Moreno. Mostrar todas las entradas

septiembre 11, 2017

Poeta, Baldomero Fernández Moreno

POETA

Un hombre que camina por el campo,
y ve extendido, entre dos troncos verdes,
un hilillo de araña blanquecino
balanceándose un poco al aire leve.
Y levanta el bastón para romperlo,
y ya lo va a romper, y se detiene.

BALDOMERO FERNÁNDEZ MORENO

De "Continuación", Buenos Aires, 1938

septiembre 10, 2017

Una niña, Baldomero Fernández Moreno

Una niña

Debe de haber en Córdoba la niña más virtuosa,
debe de haber en Córdoba la criatura más bella,
en un jardín cerrado, con una sola rosa,
y una ventana abierta, con una sola estrella.
Yo quiero que me lleven ante esa cordobesa,
disperso brocatel y torre adamantina.
Quiero verla en su sala y sentarme a su mesa

y en torno nuestro, luna, jazmín, tierra argentina.

Baldomero Fernández Moreno

septiembre 09, 2017

Anales del jardín, Baldomero Fernández Moreno

Anales del jardín


Hoy pasó una mariposa
de un lado a otro el jardín,
ondulante y temblorosa.

El buen jardinero
riega su jardín
y rumia sus versos.

Ábrete. capullo,
niño del jardín,
todo el mundo es tuyo.

Ya te falta poco,
tres hojitas verdes
y apenas un soplo.

Al jardín pequeño
jardinero grande,
por Lope lo digo
poeta y amante.


Baldomero Fernández Moreno

septiembre 08, 2017

Rosa y piedra, Baldomero Fernandez Moreno


Rosa y piedra

A mi hermano Alberto

...Que mi rosita, es claro, era de España,
humildísima, en cruz y de calleja,
entre zarzales bajo encina vieja,
miel o rocío el corazón le baña.
La piedra era de rio, o su calaña,
pulida por el agua y por su queja,
blanca, azulada, gris, áurea o bermeja,
capaz de derrotar a la montaña.
Así he forjado yo con mi memoria
en un solo joyel, flor y granito.
Calleja y río en una sola historia.
Recuerdo perdurable, casi mito,
aroma suave y larga trayectoria:

pétalo y piedra, Alberto, lo infinito.

Baldomero Fernández Moreno

septiembre 07, 2017

Clarita, Baldomero Fernández Moreno

CLARITA

Clarita, mi hija, ha hecho conmigo su primera visita importante. Ha caído en plena Tertulia de los Viernes en el momento en que Pedro Henríquez Ureña abre un libro y se dispone al traducir y leer. Algo profundo, original, grave. Está sentada en un sillón, perdida en su amplitud, con sus cinco años enfocados sobre el lector.
Henríquez Ureña lee con el libro en las rodillas, con la mano izquierda encima, como guía, mientras levanta la otra, magistral ante el auditorio.
Lo hace lentamente, atendiendo a las observaciones que brotan de aquí o de allá. Todo el mundo está extrañado de la compostura de la niña, como lo hacen sospechar algunos
guiños expresivos y algunas palabras disimuladas. Cuando la lectura ha terminado, Clarita exclama, iracunda:
-Eso no es un cuento.

Ha estado un cuarto de hora esperando ver surgir, entre los conceptos grises y complicados, las alas pequeñas, y tan inmensas, de la mariposa. Y parece que se hubiera enojado con la dueña de casa, con el lector, conmigo y con toda la filosofía habida y por haber.

Baldomero Fernández Moreno

septiembre 06, 2017

Sol y aroma de paraísos, Baldomero Fernández Moreno

Sol y aroma de paraísos

Arde al sol a plomo
la ruta polvosa.
El pueblo a lo lejos
se pierde, se borra.
Tal fachada blanca,
tal fachada rosa,
despide de pronto
chispas cegadoras.
La campiña inmensa,
trabajada toda,
duerme panza arriba
pesada modorra.
De los paraísos,
el intenso aroma,
en el aire nada,
en visibles ondas.
Con alzar el brazo
cojo la más próxima.

Baldomero Fernández Moreno

septiembre 05, 2017

Amarillita, Baldomero Fernández Moreno

 Amarillita

Amarillita en el día lluvioso,
Amarillita dormida, despierta...
¿No has escuchado su carro ruidoso?
El lechero golpea la puerta.
Amarillita en el día lluvioso.
Amarillita dormida, despierta.
Estoy a tu lado todo tembloroso...
Amarillita me pareces muerta.

Baldomero Fernández Moreno

enero 30, 2017

Matinal soneto de amor, Baldomero Fernández Moreno

Matinal soneto de amor

No ha de apagar su lámpara el poeta
aunque el fino pincel de la mañana
el desnudo cristal de la ventana
pinte con el azul de su paleta,

sin tejer otra lírica violeta
en la ideal corona que engalana
tu divina cabeza soberana,
por buena, por hermosa y por discreta.

Vaya hacia ti mi ofrenda matutina
en la luz y en el pájaro que trina.
Una dulce mañana te deseo.

Así, mientras te vayas levantando,
verás mi puro corazón vibrando
en un rayo de sol y en un gorjeo.


Baldomero Fernández Moreno

enero 29, 2017

Silencio, Baldomero Fernández Moreno

Silencio

Al quebrarse las chauchas
hacen, entre sus dedos,

una detonación menudita y simpática.

Baldomero Fernández Moreno 

enero 28, 2017

Catedrático, Baldomero Fernández Moreno

Catedrático

Junto a las paredes,
por el ancho patio,
van los profesores
casi con recato:
libros y papeles
debajo del brazo,
largo el sobretodo
y medido el paso.
Yo voy confundido
entre los muchachos:
la cabeza al viento,
vacías las manos.
Me empujan de frente,
me tiran de lado,
se me viene encima,
aquel de quinto año
que trae como lanza
un mapa arrollado...
Consúltame el otro
cualquier caso raro,
me pide un consejo,
un punto más alto.
Yo voy confundido
entre los muchachos.
Aurora son ellos
y yo soy ocaso...
¡Pudiera ser que

se me pegue algo!

Baldomero Fernández Moreno

enero 27, 2017

Isla madera, Baldomero Fernández Moreno

Isla Madera

He visto en la isla Madera
perseguir un hombre un beso
encerrado en el espeso
jardín de una cabellera.
Que una niña ventanera
volcaba el pelo sobre él;
de tal modo que el doncel
lograba en su oscuridad,
noche, alcázar, soledad,

boca, ruiseñor y miel.

Baldomero Fernández Moreno

enero 26, 2017

La noche, Baldomero Fernández Moreno



La noche

Así cierra la noche sobre la pampa ingente.
Es un ojo violeta, muy grande, que se apaga
y que se pone lóbrego, profundo, de repente,
como a la orden suave de la brisa que vaga.
Es la noche, que aprieta como en un puño oscuro,
élitros, plumas, crines, huevecillos y granos,
todo lo que está lleno de presente y futuro.
Es cuestión de esperar hasta mañana, hermanos.
Buscad la noche ahora, buscadla si es posible,
una vez que ha trozado las solares cadenas.
En otras latitudes algo será tangible,
acaso un campanario, tal vez unas almenas.
La noche entre nosotros es lo sombrío enorme,
sin ruido de torrentes ni canto en la taberna.
Es la negrura virgen en un bloque uniforme,
es el pedazo criollo de la tiniebla eterna.

Baldomero Fernández Moreno


enero 25, 2017

A mi mesa, Baldomero Fernández Moreno

A mi mesa

Desnuda como un yunque, mesa mía,
no admites ni una flor para tu adorno,
nada se aquieta en ti ni permanece:
el torrente infantil lo barre todo

Negro tintero, blando cartapacio,
búcaro de cristal o marco de oro
hace mucho que están en las alturas
o yacen de cajones en el fondo.
Cuando me llego a ti ya voy completo:
el pensamiento musical y pronto,
estilográfica en la mano
y una hoja sale de un bolsillo o de otro,
¿Cómo será una mesa aderezada
bajo la fija claridad de un foco,
con una rosa erguida en una copa,
sin una brizna de papel o polvo?
La pluma ha de correr oleosamente
y el período o la estrofa fluir solos.
Mas ¿quién piensa en el orden un instante
bailando alrededor varios demonios
que saltan sobre ti como si fueras
en la campaña fugitivo potro?
Éste abre su libro de lectura,
ése levanta mapas policromos,
aquél corta figuras de revistas
y las pega en cuadernos ampulosos
a pinceladas de indomable engrudo
que, de paso, salpican el contorno.
Tal vez así se escriba con ventaja,
entre gritos, moquetes y sollozos,
y el cerebro agradezca el espolazo
como el fijar el hierro presuroso,
como la tierra el filo de la reja
o como el mar los remos espumosos.
Así te han puesto más de quince años
cual banco de escolares revoltosos,
que elaborando sobre ti se han ido
el verso más o menos primoroso
o la resta pueril, o el mapa alegre,
cosas de niño, de poeta y loco.
Sobre tu desnudez leo y medito
contra la tabla, persistente, el codo,
o me cruzo de brazos resignado
en la actitud cerrada del estoico.

Mesa: estés como estés, así te dejo,
ni te pulo, te lustro, ni repongo,
hemos de continuar como hasta ahora:
ya sabemos los dos que falta poco.

Baldomero Fernández Moreno
 


enero 24, 2017

Dalmira, Baldomero Fernández Moreno



Dalmira

Tu nombre es terso, claro, deslumbrante,
como la hoja desnuda de una espada.
En el aire se aguza como el aire
y en el agua se estría como el agua.

Para ser suspirado entre palmeras,
al fondo del harén, a una sultana,
entre un rebaño pálido de eunucos
y el brillo corvo de las cimitarras.

Baldomero Fernández Moreno

Muerte, Baldomero Fernández Moreno

Muerte

Quiero una muerte limpia de doctores
en una clara y espaciosa estancia,
donde solo se sienta la fragancia
de una mujer y de unas cuantas flores.
No quiero ver cien frascos de colores,
la droga nueva o la pomada rancia.
Que alguien me cuente un cuento de la infancia,
que no haya nadie por los corredores.
Un panorama quiero de azoteas,
cúpulas, torreones, chimeneas,
el de la gran ciudad en que he nacido.
Y que al llegar el postrimer instante,
recoja el noble oído agonizante
del angustioso tránsito el rugido.

Baldomero Fernández Moreno 

octubre 31, 2016

Llueve, Baldomero Fernández Moreno



Llueve

Hace un poco de frío,
afuera llueve, llueve.

Sentadito en el suelo,
estoy yo con el nene.

Sentadito en el suelo,
recortando papeles.

 Baldomero Fernández Moreno

octubre 30, 2016

Habla la madre castellana, Baldomero Fernández Moreno



Habla la madre castellana



-Estos hijos- dice ella,
la madre dulce y santa-,
estos hijitos tan desobedientes
que a lo mejor contestan una mala palabra...-


En el regazo tiene
un montón de tiernísimas chauchas
que va quebrando poco a poco
y echando en una cacerola con agua.


-¡Cómo os acordaréis
cuando yo esté enterrada!-
Tenemos en los ojos
y la ocultamos, una lágrima.


Silencio.
Al quebrarse las chauchas
hacen, entre sus dedos,
una detonación menudita y simpática.

Baldomero Fernández Moreno


octubre 29, 2016

Versos a un montón de basuras, Baldomero Fernández Moreno



Versos a un montón de basuras

Canto a este montoncito de basuras
junto a esta vieja tapia de ladrillos,
avergonzado y triste en la tiña tundente
que ralea la hierba del terreno baldío.

Es un breve montón...
No puede ser muy grande con tan pobres vecinos.
Unas pajas de escoba,
un bote de sardinas, un mendrugo roído
y una peladura larga de naranja
que se desenrolla como un áureo rizo.

Es un breve montón...
No puede ser muy grande con tan pobres vecinos.

Baldomero Fernández Moreno

Etiquetas

Videos (79) Rafael Horacio López (57) Baldomero Fernández Moreno (43) Osvaldo Guevara (38) Antonio Esteban Agüero (36) Roberto Jorge Santoro (33) Alejandro Nicotra (32) Aldo Luis Novelli (30) Elvio Romero (28) Vicente Aleixandre (28) Hermann Hesse (27) Aldo Pellegrini (26) Jorge Teillier (25) Enrique Lihn (22) Juan L. Ortiz (22) Carlos Castaneda (21) Daniel Conn (21) Gianni Siccardi (21) Olga Orozco (21) Vicente Huidobro (21) Horacio Castillo (20) Anton Chejov (14) Circe Maia (14) Claudio Suarez (14) Gloria Fuertes (14) Horacio Preler (14) Leopoldo "Teuco" Castilla (14) Manuel López Ares (14) O. Henry (14) Poetas Chinos (14) Antonin Artaud (13) Fernando Pessoa (13) Nicanor Parra (13) Jose Luis Colombini (12) Música (11) Alejandra Pizarnik (10) Théophile Gautier (9) Ariel Canzani (8) Manuel Mujica Laínez (8) César Vallejo (7) Gabriela Bayarri (7) H. P. Lovecraft (7) Isidoro Blaisten (7) Leandro Calle (7) Marcel Schwob (7) Marco Denevi (7) Richard Aldington (7) Rodolfo Godino (7) Sam Shepard (7) Spencer Holst (7) Witold Gombrowicz (7) Café Literario Traslasierra (6) Jorge Ariel Madrazo (6) Octavio Paz (6) Revista El Gato del Espejo (6) Felipe Angellotti (3) Mario Torres (3) Grupo Literario Tardes de la Biblioteca Sarmiento (2) Juan Jacobo Bajarlia (2) Leopoldo Lugones (2) Miguel Ortiz (2) Omar Yubiaceca (Jorge Omar Altamirano) (2) Rubén Darío (2) Adrian Salagre (1) Círculo de Narradores de Traslasierra “ Paso del Leon” (1) Eduardo "Lalo" Argüello (1) Eduardo Fracchia (1) Enrique Banchs (1) Jorge Luis Borges (1) José María Castellano (1) Mario Pacho O Donnell (1) Oscar Guiñazú Alvarez (1) Pablo Anadón (1) Pablo Neruda (1) Ricardo Di Mario (1) Ricardo Piglia (1) Roberto Bolaño (1) Rodolfo Alonso (1) Roque Dalton (1) Tomas Barna (1) Victor Saturni (1) Victoria Colombini Lauricella (1)

Buscador

Nos Leen